Arte 

Una parte integral de una amplia educación británica. King’s College fomenta dentro de su entorno la creatividad artística en todas sus facetas. Ya sean los desafíos de pintar un cuadro, el proceso creativo de dibujar o diseñar un objeto; todas estas actividades tienen un papel muy importante en la educación de su hijo.

A los niños más pequeños se les anima a ser creativos. Aprenden sobre el color y las formas mediante la mezcla de pinturas y cortando papeles. Los animamos a cantar, bailar y usar el juego. La creatividad es divertida y les ayuda a relacionarse con los demás.

A medida que crecen, los niños tienen un enfoque más estructurado en la creatividad. Por ejemplo, el teatro les ayuda a construir su confianza para hablar Inglés y apoya sus habilidades para hablar en público. En artes, los niños experimentar con diferentes medios, incluyendo la pintura, la fotografía y el diseño gráfico. Este enfoque en el proceso les ayuda a darles una base sólida sobre la cual construir otros proyectos creativos.

Los alumnos que eligen IGCSEs y A Levels en artes se benefician de un programa exigente, que se centra tanto en la creatividad como en la técnica. Por ejemplo, música, cubre la teoría musical y la composición. Los alumnos que les gusta participar en asignaturas de artes, pero no quieren comprometerse en su estudio académico, pueden unirsea los muchos grupos y clubes disponibles fuera de la jornada escolar.

Las empresas valoran cada vez más la creatividad. El pensamiento creativo se valora en las carreras de ciencia e ingeniería tanto como en las periodismo, diseño o arquitectura.

 

 

 

 

Matemáticas 

Creemos que cualquiera puede aprender hasta los conceptos más complejos matemáticos cuando son enseñados de una manera divertida y animada. Sabemos que los padres quieren que sus hijos sean competentes en cálculo y nos tomamos nuestro papel muy seriamente para dar a los niños las herramientas que les acerquen a las matemáticas de manera que les inspire y anime.

Con los niños pequeños, diseñamos lecciones que introducen los conceptos matemáticos y las relaciones numéricas de un modo que animen a los alumnos a utilizar los números con confianza. Ésto se combina con un enfoque cuidadoso para que aprendan los conceptos básicos, por ejemplo, las tablas de multiplicar.

En la escuela secundaria, los niños comienzan a utilizar la geometría y el álgebra para resolver problemas cotidianos. Mediante el uso de las matemáticas en el contexto de una materia global, por ejemplo, los cambios históricos en la población o la geometría de un puente, que inspiran a los niños a que participen con el mundo que les rodea a través de las matemáticas.

Los niños continúan con las matemáticas como parte del plan de estudios a partir de los 16 años, cuando cada alumno tiene que elegir al menos un IGCSE en matemáticas; Las universidades requieren matemáticas en este nivel como un requisito básico de entrada. Los alumnos que quieren estudiar carreras relacionadas con la Ingeniería, Medicina, Economía y Física suelen elegir matemáticas en los exámenes A Leves.

 

 

 

 

 

Ciencias

La experimentación y observación son la base del aprendizaje de Ciencias. Aprender a través de la experimentación es fundamental. En King’s, tenemos todo lo que los niños necesitan para lograrlo – ya sea utilizando baterías y cables para crear circuitos en la escuela primaria o trabajando en uno de los laboratorios en la escuela secundaria para investigar fuerzas de unión e intermoleculares.

La experimentación y la observación son el centro de aprendizaje de la ciencia. Ya sea en Biología, Química o Física, el aprendizaje a través de la experimentación es fundamental. En King’s College, tenemos todo lo que los niños necesitan para aprender experimentando – el uso de baterías y cables para crear circuitos en primaria o trabajar en uno de los laboratorios secundaria para investigar la vinculación y las fuerzas intermoleculares. En primaria, los niños comienzan a aprender sobre la ciencia con sólo mirar y luego dibujar y escribir sobre las cosas que se encuentran en su día a día. A medida que avanzan en la escuela secundaria, laboratorios sofisticados proporcionan a los niños el equipo que necesitan para investigar el mundo que les rodea de una manera más rigurosa y científica.  Sabemos que el estudio de la ciencia requiere disciplina – pero las recompensas son grandes, pudiendo cambiar su vida y futuro. Mediante el fomento de la curiosidad, alentamos el amor a la ciencia que a menudo resulta en hacer un grado en ciencias o una ingeniería en la universidad.

 

 

 

 

 

 

Idiomas

Vivimos en un mundo que depende de la comunicación y la colaboración. Ser capaz de comunicarse con fluidez en inglés es muy valioso y ser bilingüe es una ventaja enorme hoy en día. Añadir una tercera o incluso una cuarta lengua como el francés o alemán abre un mundo de posibilidades.

Todas nuestras clases se imparten en inglés. Desde los primeros cursos, los profesores se comunican con los niños en inglés. Incluso si su hijo no habla inglés en casa, debido al empleo del inglés en el colegio, su hijo empezará rápidamente a utilizar el idioma con confianza fuera incluso del centro escolar.

Cuando los niños pasan a primaria, leen y escriben en inglés. En la escuela secundaria, los niños que hablan Inglés como segunda lengua se han convertido en bilingües, y los exámenes que realizan en los años 11, 12 y 13 son los mismos exámenes que los niños británicos llevan a cabo en el Reino Unido. Español también se imparte y los alumnos pueden optar por ir a la universidad en el Reino Unido o España.

Para los niños que se unen a King’s College con un nivel de inglés más bajo, ofrecemos un programa de ‘inducción al inglés’, que les permite ponerse al día con sus compañeros de clase. Del mismo modo, ofrecemos clases de español para aquellos alumnos que llegan a la escuela con poco o nada de español.

Todos los alumnos se presentan al examen IGCSE en español a los 15 años, un año antes que los alumnos en el Reino Unido.

A partir de los 10 años en la escuela secundaria, también se ofrece la posibilidad de aprender otros idiomas. La experiencia nos dice que los niños que pueden utilizar dos o más idiomas muestran una mejora de las capacidades cognitivas del alumno, las cuales les ayudan a progresar en todas las materias que estudian.